Mi patria es todo el mundo.

Cruzada asesina


“Era frecuente ver, en esos primeros días [del golpe militar], curas y religiosos con su fusil al hombro, su pistola y su cartuchera sobre la negra sotana”. Mariano Ayerra, sacerdote de Alsasua, 1936.
“Con los sacerdotes han marchado a la guerra nuestros seminaristas. ¡Es guerra santa! Un día volverán al seminario mejorados. Toda esta gloriosa diócesis, con su dinero, con sus edificios, con todo cuanto es y tiene, concurre a estagigantesca cruzada”.Marcelino Olaechea Loizaga, 6 de noviembre de 1936.


Aprovechando la última masiva beatificación dominical de Tarragona, no estaría mal recordar que los dos partidos presentes en la misma, PP y CiU, descendientes de la oligarquía franquista y monárquica, también fueron de la mano en la Guerra Civil. Es importante saberlo para que ahora la gente no se deje arrastrar por los mismos en la sinrazón y el enfrentamiento nacionalista. En la guerra civil, tristemente como en todas las guerras, fueron asesinadas miles de personas inocentes injusta y cruelmente. Pero es fundamental que sepamos que ese velo de santidad e inocencia que presume la Iglesia es falso. La Iglesia no es víctima de esta guerra, sino un bando activo, que aprovechó la guerra para alcanzar unos objetivos materiales, políticos e ideológicos. En palabras del arzobispo de Toledo y primado de España, Isidro Gomá y Tomás: “Una restauración totalitaria de la vida cristiana”. Lo que vendría a derivar en una involución social bajo un represivo régimen fascista–católico.


El golpe militar fue desde un principio apoyado y jaleado por la Iglesia católica. La posterior guerra y dictadura contó con su ferviente colaboración. No fue el anticlericalismo violento el que hizo a la Iglesia tomar partido. Antes de conocerse los pormenores de éste, el arzobispo de Zaragoza, Rigoberto Domenech, poco más de veinte días después de la sedición militar justifica el mismo porque “no se hace en servicio de la anarquía, sino en beneficio del orden, la patria y la religión”. A los dos meses, el cardenal primado de España, Isidro Gomá, describía lo que era para él la guerra en una alocución radiofónica con motivo de la caída de Toledo a manos del ejército fascista: “El choque de la civilización contra la barbarie, del infierno contra Cristo, debían sucumbir primero,…, los adalides de la civilización cristiana, los abanderados de Cristo… Gloria a los mártires”.


La Iglesia católica fue un bando, claramente, beligerante en la guerra civil española, una facción que animó y participó en el exterminio y la persecución. Que colaboró activamente en las venganzas y los asesinatos. Nunca la Iglesia católica trabajó en pos de la paz y la unidad de los españoles. Todo lo contrario. Desde el advenimiento de la República rechazó abiertamente sus instituciones y nunca estuvo dispuesta a renunciar a sus privilegios propios del Antiguo Régimen. Cuando en julio de 1936 se produjo el golpe de estado corrió rauda y gozosa a empuñar las armas en una nueva y, en sus palabras, “santa Cruzada”. Nunca mostró piedad cristiana y se lanzó a un sanguinario y cruel revanchismo convirtiéndose en uno de los pilares sobresalientes de la represión, la ingeniería social y la venganza fascista. Ni ha buscado nunca la reconciliación pidiendo perdón por sus crímenes. El orgullo y la soberbia, graves pecados, es lo que ha guiado la conducta de su cúpula.


Como recordaría, más tarde, el cardenal Vicente Enrique y Tarancón, que se encontraba en Tuy en julio de 1936:“todos los sacerdotes del lugar aceptaron la sublevación militar con alegría y apoyaban al ejército como un deber de conciencia”. Esta dinámica fue habitual en Navarra, donde miles fueron asesinados sin que se diera ningún tipo de enfrentamiento armado. El fanatismo religioso que impregnaba lo que consideraban una guerra santa se dejaba ver en los actos del contingente de requetés donde se encontraban numerosos religiosos combatiendo. A poco menos de un mes del golpe militar, durante la procesión de la Virgen del Sagrario en Pamplona, milicianos falangistas y requetés asesinaron a decenas de presos, entre ellos, curas supuestamente nacionalistas “los sacerdotes dieron la absolución en masa a los restantes, las ejecuciones se llevaron a cabo y los camiones volvieron a Pamplona, a tiempo para que los requetés se incorporaran a la procesión que estaba entrando en la catedral”.


Y es que el ardor guerrero había infectado el discurso y los actos de la plana mayor de la jerarquía católica española. Palabras como “cristianísimo Imperio español”, “judío–masónico”, “liberación”, “santa Cruzada” o “plebíscito armado”tenían sus oraciones. En la Pastoral de 30 de septiembre de 1936, “Las dos ciudades”, el obispo de Salamanca, Enrique Pla y Deniel deja bien a las claras que lo que se vive es una “santa Cruzada” para la Iglesia española: “Enhorabuena que los ciudadanos españoles, haciendo uso de un derecho natural, se hayan alzado para derrocar un gobierno que llevaba la nación a la anarquía […]. El carácter de la actual lucha que convierte a España en espectáculo para el mundo entero. Reviste, sí, la forma externa de una guerra civil, pero en realidad es una cruzada. Fue una sublevación, pero no para perturbar, sino para restablecer el orden […]. Una cruzada por la religión y por la patria y por la civilización”.


Evidentemente, no todos los religiosos actuaron de esta manera. Seguro que muchos que no estaban de acuerdo con estas consignas perecieron injusta y cruentamente. A todos ellos nuestra admiración y respeto como seres humanos vilmente asesinados. Pero, entre la jerarquía católica esto fue un desierto. Hasta el obispo de Pamplona, Marcelino Olaechea que alababa la bondad de esta guerra santa “vivimos una hora histórica en la que se ventilan los sagrados intereses de la religión y de la patria, una contienda entre la civilización y la barbarie” y bendijo a sus cruzados, se horrorizó de los crímenes y venganzas de los suyos: “Ni una gota más de sangre de venganza”. Pero sus palabras no tuvieron eco entre sus filas. Ya era demasiado tarde. La sangre de venganza corría por toda España. Asimismo, no importaba que se fuera religioso. Era muy importante ser religioso del bando fascista – tradicionalista, porque si no, se corría el riesgo de ser fusilado como a decenas de curas supuestamente nacionalistas o, si se protestaba contra estas infames acciones ser amenazado de muerte como le ocurrió al obispo de Vitoria, monseñor Mateo Múgica.


En cambio, la jerarquía católica y Franco fueron uña y carne. Unidos por una férrea cohesión ideológica y unos mismos objetivos. El obispo de Vic, Joan Perelló, quería una “profilaxis social”, sabía que se necesitaba un “bisturí para sacar la pus de las entraña de España”. La pus, evidentemente, eran las personas con una ideas políticas opuestas a las suyas. Para regocijo suyo, Francisco Franco, pensaba lo mismo que él y declaraba sentirse “dispuesto a exterminar si fuese necesario a toda esa media España que no me es afecta” con el propósito de “la restauración de la clásica y cristiana unidad de las ciencias, destruida en el siglo XVIII”. Y el cardenal primado, arzobispo de Toledo, Isidro Gomá, seguía tenazmente la línea ideológica del Movimiento Nacional: “Judíos y masones, envenenaron el alma nacional con doctrinas absurdas, con cuentos tártaros o mongoles aderezados y convertidos en sistema político y social en las sociedades tenebrosas manejadas por el internacionalismo semita”. Discurso histórico de la Iglesia Católica que tras la derrota nazi y el descubrimiento del Genocidio hubo que maquillar y hasta ocultar.


No solo el catolicismo español apoyó el golpe militar, cuando ya los crímenes eran bien conocidos y el nuevo régimen afirmaba sus postulados fascistas y totalitarios, el arzobispo de Westminster, cardenal Arthur Hinsley, en una carta remitida a Franco el 28 de marzo de 1939, en agradecimiento al envío de una foto autografiada por éste, le expresaba su admirada devoción: “Le considero el gran defensor de la verdadera España, el país de los principios católicos donde la justicia social católica y la caridad se aplicarán al bien común bajo un gobierno firme y pacífico”. El Vaticano mostró una extraña ambivalencia y pragmatismo político. Pío XI reconoció a Franco en mayo de 1938, aunque no tuviera una gran afinidad con él. Igualmente contradictorio fue su bendición de las tropas fascistas italianas que marchaban a invadir Abisinia en 1935. Luego Pío XII felicitaría efusivamente al general Franco en un telegrama, el 1 de abril de 1939: “Levantando nuestro corazón al señor, agradecemos sinceramente, con V.E, deseada victoria católica España”. Y, unos días más tarde, el 16 de abril de 1939, en un radiomensaje a los fieles de España se expresaba de tal forma: “Con inmenso gozo nos dirigimos a vosotros, hijos queridísimos de la Católica España, para expresaros nuestra paterna congratulación por el don de la Paz y de la victoria, con que Dios se ha dignado coronar el heroísmo cristiano de vuestra fe y caridad, probado en tantos y tan generosos sufrimientos”. Cierto es que hubo sufrimientos, pero por ningún sitio se atisbó un poco de “caridad” o “paz”. Y en ningún caso “piedad” o “perdón”.

Contador

fin

41 comentarios


  1. Ninguna de las tres mayores religiones monoteistas del mundo (católica, judía y musulmana),
    considera siquiera la posibilidad de que los humanos actúen en nombre de dios en ningún
    momento. Más aún, por lo menos la religión católica señala en numerosas ocasiones, que dios
    es todopoderoso, lo cual, en lógica formal, elimina de entrada la necesidad de que nadie
    viole, torture, actúe o asesine en su nombre.

    23 noviembre, 2013 en 2:58

    • 13 junio, 2015 en 8:25

  2. Curas asesinos

    “Juan Manuel Manjón era un humilde peón de Tejares (Segovia) que en agosto de 1936 no sólo estaba preocupado por la guerra: su esposa, María Antonia Vicente, esperaba otro hijo, el sexto, y no había qué echarse a la boca. El nacimiento fue en diciembre. Pero Juan Manuel ya llevaba meses muerto.


    La noche del 2 al 3 de agosto lo fueron a buscar a casa. Era un grupo de gente que “vestía hábitos y llevaba grandes cruces”, cuenta su hija Pilar, que entonces tenía apenas 16 meses pero que ha escuchado muchas veces la historia en casa. “Cuando mi madre le iba a dar la cédula, dijeron que no hacía falta”, cuenta Pilar. Se fueron y nunca más apareció.


    La familia logró con los años el acta de defunción y exhumó la fosa hace dos años, pero no ha podido extraer el ADN, con lo que de momento aún no puede enterrarlo con su esposa en Tejares. El pecado de Juan Manuel era letal para el nuevo régimen: iba a la Casa del Pueblo y pedía descansar el domingo. ¡Y también pedía vacaciones! A Pilar no le sorprende nada que ningún juzgado se atreva a investigar. “Hay alguna gente muy poderosa que aún no quiere que se sepa qué pasó y que fue el padre de fulano o de mengano el que ordenó los crímenes”, afirma.” (Público, 30/05/2010)

    23 noviembre, 2013 en 3:02

  3. 23 noviembre, 2013 en 3:07

  4. lagaviotaconamor

    Buenos días una entrada dura, eres muy valiente!
    Todo lo que cuentas es cierto, y ahora los han hecho santos a estos!
    No siento solamente eso, siento que hoy por hoy la iglesia apoyaría de igual manera al gobierno
    actual, porqué se presiente. así al menos yo así lo siento..de aquí me mandan al paredón, pero me da igual.
    Un saludo de sábado

    23 noviembre, 2013 en 7:45

    • ¡NO DEJAD QUE LOS NIÑOS SE ACERQUEN A ELLOS!

      25 noviembre, 2013 en 0:41

      • lagaviotaconamor

        MUY CIERTO SOBRETODO LOS NIÑOS!
        UN ABRAZO VALIENTE

        25 noviembre, 2013 en 7:37

  5. Wow. Thank you for this post – my eyes are opened a little more and I appreciate the history lesson.🙂

    23 noviembre, 2013 en 8:40

  6. los sin verguenza!!!

    23 noviembre, 2013 en 11:21

  7. Marisol de Extremadura

    Creo que me equivoque y este comentario lo deje en la entrada equivocada
    te lo deje en la entrada de abajo.no se como me pase de entrada. lo siento.decirte que todo esto es una barbaridad.
    y que estoy de acuerdo contigo en muchas cosas.donde se ha visto a la iglesia con armas para matar..Dios!!!
    https://superduque777.files.wordpress.com/2013/11/3.jpg?w=798&h=802

    24 noviembre, 2013 en 2:35

    • Yuri Smidth

      La siniestra Iglesia Católica Romana
      http://www.ivoox.com/siniestra-iglesia-catolica-romana-audios-mp3_rf_1410491_1.html

      5 diciembre, 2013 en 12:58

  8. Buenas ‘madrugadas’🙂

    Gran, grandísimo post superduque! Un Abrazo enorme, y gracias, es mucho lo que haces!

    24 noviembre, 2013 en 2:52

    • descripción

      Mientras gran parte de la humanidad muere de escaces y hambre hay un submundo de falsas creencias con las manos manchadas de sangre que se se rindio hace mucho tiempo al diablo, a cambio de riquezas y poder, formando esta lacra las iglesias que fomentan y bendicen los asesinatos, las banderas, inquisiciones, guerras, ejercitos y armas haciendose inmundos, asesinos y asquerosos como el, su mision es destruir la bondad del universo.. Por supuesto eligieron dias especiales para ellos y comercialmente muchos se prendieron a miles de idolos disfrazandolos de santos propios vendiendo lo mas sagrado y ofendiendo al unico Dios vivo. Esta prostitucion de la verdad ha hecho que la Cristiandad actual se haya ganado merecidamente el titulo de Babilonia la Grande, la madre de todas las Rameras.

      25 noviembre, 2013 en 0:32

  9. WordsFallFromMyEyes

    There is just so much history I don’t know!! Amazing stuff here. Excellent post.

    24 noviembre, 2013 en 4:10

  10. Excelente post. Desgraciadamente la Iglesia sigue manipulando y utilizando su poder para sus propios fines. América latina sufrió y sufre también las consecuencias de las injerencias de la Iglesia. Un saludo Superduque.

    24 noviembre, 2013 en 8:33

    • Y oí otra voz del cielo, que decía: Salid de ella, pueblo mío, para que no seáis partícipes de sus pecados, ni recibáis parte de sus plagas; Porque sus pecados han llegado hasta el cielo, y Dios se ha acordado de sus maldades. Apocalipsis 18:4-5

      25 noviembre, 2013 en 0:25

    • Solo puede molestar la verdad a las barrigas llenas y agradecidas al Sistema criminal e hipócrita que correrán raudas a jugar a remediar haciendo caridad y rezando seis quinarios enfundadas en corsettes de cilicio con púas, mientras llaman a la criada para que les haga la maleta y les saque un pasaje para el próximo vuelo al Cielo.

      25 noviembre, 2013 en 0:44

  11. yes the church has a history in bloodshed! throughout the ages… God is not the one being worshipped so much as Power and Greed.. Need I say more?
    Wishing you a great day and Peaceful Sunday and thank you for your visits🙂
    Sue xox

    24 noviembre, 2013 en 16:09

    • Thanks Sue, you are righ, is a history of crime and murders.

      25 noviembre, 2013 en 0:39

  12. «Se acercaron entonces los discípulos a Jesús, y le dijeron: Mira, los fariseos se han sentido ofendidos al oir esas palabras. Jesús les respondió: Cualquier planta que mi Padre celestial no haya plantado, tendrá que ser arrancada. No les hagáis caso, porque esos son ciegos que intentan guiar a otros ciegos; y si un ciego se hace guía de otro ciego, ambos caerán juntos en el mismo hoyo.» Mateo 15:12-14

    25 noviembre, 2013 en 0:28

    • EN ESO DE ACUERDO

      25 noviembre, 2013 en 0:40

  13. Vosotros sois de vuestro padre el diablo y queréis hacer los deseos de vuestro
    padre. El fue un homicida desde el principio, y no se ha mantenido en la verdad
    porque no hay verdad en él. Cuando habla mentira, habla de su propia naturaleza, porque es mentiroso y el padre de la mentira.
    Evangelio del apostol Juan 8:44

    25 noviembre, 2013 en 0:54

  14. Marina

    “Si de los gobiernos quitamos la justicia, ¿en qué se convierten sino en bandas de criminales a gran escala?
    Y esas bandas ¿qué son sino reinos en pequeño? Son un grupo de hombres, se rigen por un jefe, se comprometen en pacto mutuo, reparten el botín según la ley por ellos aceptada. Su pongamos que a esta cuadrilla se le van sumando nuevos grupos de bandidos y llega a crecer hasta ocupar posiciones, establecer cuarteles, tomar ciudades y someter pueblos.
    Abiertamente se autodenominan entonces reino, título que a todas luces les confiere no la ambición depuesta, sino la impunidad lograda. Con toda profundidad le respondió al célebre Alejandro un pirata caído prisionero, cuando el rey en persona le preguntó: ¿qué te parece tener el mar sometido a pillaje? Lo mismo que a ti, le respondió, el tener al mundo entero. Solamente que a mí, que trabajo en una ruin galera, me llaman bandido, y a ti, por hacerlo con toda una flota, te llaman emperador”.
    Agustín de Hipona.

    25 noviembre, 2013 en 1:06

  15. S.Duque que notables personajes,cuanto mal hace la derecha, en Argentina también, la iglesia los militares y los que le sacaron la tierra a los indios.Pero sabes que rescato, un punto de partida en vos que ,dos pasos adelante , no hay retorno ,se lo estas diciendo al que pueda tener algo de confusión..No hay confusión,esta todo ahí,es en los pueblos seguir en lo cíclico o en nada,ojo.Vos estas tomando partido y ya estas do o tres pasos adelante.Seguro. pues la comida esta en la mesa pero la mesa para algunos es vista de manera que muchos platos o! ,un solo plato sea pasado inadvertido.Y no se puede perder en detalles que no son secundarios .Hay que mirara bien.todo y si necesitas mas tiempo ,trata que no sea demasiado.Por que cuando todos empiezan A COMER DEL MISMO PLATO EL QUE SE TOMO EL TIEMPO ES PROBABLE QUE COMA EN EL MISMO PLATO.Por eso cuando decis “PP y CiU, descendientes de la oligarquía franquista y monárquica, también fueron de la mano en la Guerra Civil. Es importante saberlo para que ahora la gente no se deje arrastrar por los mismos en la sinrazón y el enfrentamiento nacionalista. “.
    Es” IMPORTANTE SABERLO”.
    Vamos S.Duque!!!
    Un abrazo!!!

    25 noviembre, 2013 en 1:53

    • Absolutamente cierto, amigo Rubén.

      5 diciembre, 2013 en 20:35

  16. Vaya… yo creo que por un ejercicio de conciencia el catolisismo debió desaparecer después de la inquisisión

    25 noviembre, 2013 en 16:57

    • Gracias guapa, eres un sol, que digo, una galaxia entera brillando.

      26 noviembre, 2013 en 18:19

      • jajaja… Eh! Si sigues así me lo voy a creer!

        26 noviembre, 2013 en 19:12

  17. Reblogueó esto en salvelay comentado:
    Es imprescindible recordarlo. Os aconsejo un paseo por el blog

    28 noviembre, 2013 en 9:55

    • Mil gracias a todos/as por comentar,amigos.

      28 noviembre, 2013 en 19:24

  18. Great post – ridiculously good photos.🙂

    30 noviembre, 2013 en 11:35

  19. dbd

    ¡Despreciables asesinos!

    1 diciembre, 2013 en 20:59

  20. Hi Superduque,
    Thanks for your recent like on my article on the London rapper and political activist Lowkey, in collaboration with one of my brothers.
    Really appreciative of your visit, and wishing you a great week.

    Vijay
    – HalfEatenMind

    2 diciembre, 2013 en 15:31

  21. Reblogueó esto en "Comienzo de Cero"..

    4 diciembre, 2013 en 11:23

  22. ▐▬▌ 𝓪𝓹𝓹𝔂 𝒔𝒖𝒏𝒅𝒂𝒚 ♥

    8 diciembre, 2013 en 8:56

  23. “o tempora, o mores…”😦 excellent post, respectful regards, Mélanie – Tolosa, Francia…

    8 diciembre, 2013 en 17:44

    • Thankyou very much sweet Mélanie.

      12 diciembre, 2013 en 12:23

  24. historiaenred

    Muy buen artículo y de acuerdo en lo que en él escribes.

    19 diciembre, 2013 en 9:33

    • 22 diciembre, 2013 en 12:54

  25. ¿Cuando ha dejado de ser una dictadura? De clase, de religión, económica y de ideas. ¿Cuando?

    15 septiembre, 2016 en 0:55

    • Asi es.

      16 septiembre, 2016 en 23:06

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s